Controlar los Celos: ¿El ladrón juzga por su condición?

detective-enmascarado-criminal-retrato-vector_21-92596254Este artículo va dirigido a las personas que NO cumplen con el compromiso de exclusividad sexual y afectiva y además sienten celos hacia su pareja. Sobre esta situación podríamos decir muchas cosas, pero vamos a centrarnos en dos temas cruciales para ser capaz de Controlar los Celos:  como influye el juzgar a otros desde mis propias acciones y la desigualdad en la relación de pareja.

El refrán “El ladrón juzga por su condición”, se refiere a la tendencia de juzgar a los demás por aquello que pensamos y que hacemos, a pesar de que lo neguemos.  Si tú eres capaz de mentir, tendrás mayor probabilidad de pensar que los demás también mienten y de dudar de las personas que te rodean.  Si tú conduces por encima de los límites de velocidad, tenderás a pensar que los demás tampoco respetan los límites de velocidad.  Lo mismo sucede al interior de la pareja.  Si tú, no respetas el compromiso de exclusividad con tu pareja, aún queriéndole y deseando permanecer en la relación, cabe preguntarte porque él o ella si lo harían.

**E-Book GRATUITO: ¿Qué tan celos@ eres? Descúbrelo en 23 preguntas
Haz Clic Aquí y Descárgalo AHORA

Detrás de muchas de las acusaciones que haces a los demás, están tus propios errores, limitaciones o defectos y es un error juzgar a los demás desde criterios externos a su propias características.  Este es un punto clave para Controlar Tus Celos,  si acostumbras juzgar a tu pareja por lo que tú haces o dejas de  hacer.  Práctica el poner la mente en punto muerto.  No vas adelantando a tu ritmo, por delante de tu interlocutor, dando interpretaciones prematuras si tener la visión general de la situación, ni vas marcha atrás restando credibilidad a la información que recibes o retrocediendo en el tiempo y los acontecimientos para evadir tu presente.  Estar en punto muerto con el motor encendido, significa estar en tu presente, atento/a, con la mente abierta para poder captar las diferencias entre tu marco de referencia y el de los demás, siendo capaz de valorarles por sus propias características y no por las tuyas.

El segundo punto que vamos a tratar es la desigualdad.  Para poder “Controlar los Celos”, es imprescindible comprender que tú y tu pareja son personas en igualdad de condiciones.  De otra manera, será casi imposible trabajar en ello, puesto que si te sientes más y mejor que tu pareja, te creerás con el derecho a dominarle y si te crees menos no podrás defender tus derechos apropiadamente.  Ambas condiciones afectan directamente la creación de sensaciones celosas.  En el primer caso, celas porque te sientes con el derecho a exigirle a tu pareja cualquier cosa, tu estás por encima de tu pareja y debe obedecerte.  En el caso contrario, le celas por los miedos que te genera tu sensación de inferioridad.  Piensas que puedes perderle con facilidad porque no vales lo suficiente y permites más allá de lo debido por no creerte tú verdadera valía.

Sea cual sea tu situación, Controlar los Celos implica igualar las valoraciones que haces de tu pareja y de ti mismo.  Esta es la vía más directa a encontrar el respeto por el otro y por ti mismo/a que te permita construir una relación sana y positiva para ambos.

¿En qué posición te encuentras tú con respecto a tu pareja?

Clara y Sergio

E-book Gratuito: ¿Qué tan celos@ eres?

Deja un comentario